Una nueva infausta noticia nos remeció inesperadamente. Un llamado de nuestro asociado Gustavo Siredey nos revelaba el presunto deceso de nuestro asociado Cesar Bórquez Gómez (ver Crónica del 15.12.2008). Ambos no sólo compartieron por años el mismo barrio, donde solían encontrarse transitando por la calle. Tambien acudían al mismo peluquero y se surtían de la misma ferretería. Así fue como Gustavo, hace poco, se enteró casualmente del fallecimiento del “profesor” Bórquez. Un “profesor” que él recordaba con afecto como uno de sus mentores en su época de sobrecargo, siempre alentándolo a estudiar y perseverar en su afán de convertirse en un piloto de Línea Aérea Nacional. Alertados por esta información, absolutamente desconocida para nuestra asociación, procedimos a ubicar a uno de sus familiares, obteniendo la confirmación de su deceso el 18 de Marzo del presente año! Una noticia que consternó particularmente a todos los pilotos que lo conocieron y compartieron actividades de vuelo con él. Pero como nadie lo supo, resulta particularmente doloroso no haber sido posible que lo acompañaran sus camaradas pilotos, cumpliéndose lo que tal vez, el mismo Cesar Bórquez intuía al comentar su situación, a mediados del 2005, en una reunión algo forzada por los “amigos del Tavelli (ahora en Cafe Paris)”: – “ Estoy alejado de todo y de todos…”. Ese contacto fugaz, sin embargo, no fue suficiente para animarlo a repetirlo posteriormente. “Maruja” su mujer lo sobrevive pero postrada con su salud seriamente afectada.

Categories: Obituario

0 Comments

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *